fbpx

Nuestro Blog

Dolor de cabeza

4 estiramientos sencillos para aliviar tus dolores de cabeza

¿Tienes DOLOR CERVICAL o de CABEZA frecuentemente? 

Estamos inmersos en una sociedad marcada por la tecnología y su inmediatez. 

Esto tiene muchísimas ventajas: información accesible para tod@s de manera rápida y sencilla; poder comunicarnos con nuestros seres queridos en cualquier momento y lugar; trabajar a distancia… 

Sin embargo, también tiene otras muchas cosas no tan positivas. Una de las que nosotras frecuentemente nos encontramos en nuestros tratamientos es la gran frecuente aparición de síntomas en la región cervical y su aparición en edades cada vez más tempranas.

Y es que, si analizamos nuestro día a día, casi todos pasamos largos períodos de tiempo frente a un ordenador / móvil, adquiriendo malas posturas que generan tensión y desequilibrios musculares. Esto se ve incrementado además por la fatiga y sobrecarga que estas pantallas generan en nuestra vista.

Ordenador

 

Además, a todo lo anterior, creemos que se le une también el nivel de estrés y exigencia tan alto que la mayoría sentimos (cada vez desde más jóvenes) en un momento u otro de nuestra vida, junto a las emociones que esto conlleva.

Y como nuestro cuerpo es tan sabio, tiene que liberar esta tensión y hacernos conscientes de este exceso de carga de algun manera. ¿Cómo? A través del DOLOR, que es la única forma en la que muchas veces nos paramos a escucharlo.


¿Qué te quiere decir este dolor?

Desde el punto de vista de la Biodescodificación o Desprogramación Biológica, de manera general el dolor cervical pone de manifiesto conflictos de comunicación, inflexibilidad o impotencia ante ciertas situaciones, así como sentirnos desvalorizados o poco apoyados en algún asunto.

Según el tipo de dolor que tengas y el origen concreto del mismo, habría que profundizar un poquito más en esto, pues cada vértebra cervical tiene un sigificado emocional más preciso*.

En cuanto a los dolores de cabeza (migrañas, jaquecas…) nos dan información de que no estás aceptando como eres en algún área de tu vida en estos momentos, que no valoras lo que eres*.

En todos los casos, el dolor siempre es una forma de decirnos que hay algo que revisar en nuestra vida, pues nos estamos haciendo daño a nosotros mismos al no enfrentarnos a ello. Además, nos guía a cuidarnos, escucharnos y perdonarnos.


*Puedes encontrar mucha más información de estos temas en los siguientes enlaces:

preguntas


4 EJERCICIOS SENCILLOS para PREVENIR Y ALIVIAR el dolor cervical

Después de conocer un poco más a fondo el por qué de este tipo de síntomas, queremos dejarte aquí 4 estiramientos muy sencillos que puedes hacer desde la propia silla de tu ordenador para reducir estas molestias o evitarlas. 

La idea es que puedas realizar estos estiramientos en aquellos momentos de descanso que es tan necesario darnos cada dos o tres horas. No son tan importantes las repeticiones que hagas, sino la consciencia y velocidad que pongas durante su ejecución. Intenta realizarlos de manera pausada, relajada y observando los límites que va marcando tu cuerpo:


1. SACAMOS PAPADA

Comienza desde una posición cómoda, sentad@ en la silla con los hombros relajados y las manos apoyadas sobre tus piernas.

Flexiona de manera suave y controlada la cabeza hacia abajo al mismo tiempo que sueltas el aire. Una vez que llegues al límite de la flexión (sin dolor), aguanta un par de segundos ahí.

Después vuelve a la posición de inicio (mirada hacia el frente), al mismo tiempo que inspiras e intentas sacar papada. De esta manera, situamos la columna cervical en una posición de mayor alineación y estiramiento. Hacemos unas 5 repeticiones de esta transición.

 

Flexión inicial                        sacar papada

Flexión inicial espirando y volver a la posición inicial sacando papada (e inspirando)


2. OREJA HACIA EL HOMBRO

Inclina la cabeza hacia tu hombro derecho, al mismo tiempo que sueltas el aire. Notarás un ligero estiramiento en el lado izquierdo de tu cuello. Lleva el estiramiento hasta tu límite máximo sin dolor, y aguanta en esa posición un par de segundos. Tu mirada debe quedar hacia el frente en todo momento.

A continuación, vuelve a la posición inicial al mismo tiempo que inspiras aire. Después, haz lo mismo hacia el otro lado: inclina tu cabeza hacia el hombro izquierdo (como si quisieras tocar con esa oreja el hombro) al mismo tiempo que sueltas el aire. Aguanta un par de segundos en la posición de estiramiento máximo de tu lado derecho (sin dolor) y después vuelve a la posición de origen al mismo tiempo que inspiras. Haremos 5 repeticiones con cada lado.

 

Estiramiento lateral                                        Inclinacion cuello

Inclinación: estiramiento del lado izquierdo y derecho del cuello


3. MIRADA HACIA EL SUELO

Coloca tus brazos a lo largo del cuerpo con los dedos orientados hacia el suelo. Coge aire en esa posición inicial y al soltarlo dirige tu mirada hacia tu cadera derecha. Quédate en esa posición durante varias respiraciones, intentando llevar las manos un poco más hacia el suelo. Así sentirás que se estira tu zona cervical del lado izquierdo.

Después, inhala volviendo a la posición inicial. Realizamos lo mismo en el otro lado, exhalando el aire al mismo tiempo que llevamos la mirada hacia la cadera izquierda, llegando al límite (sin dolor) del estiramiento. Permanece ahí varias respiraciones, sintiendo el estiramiento de tu lado derecho del cuello, y después vuelve a la posición inicial a la vez que coges aire. Puedes hacer unas 5 repeticiones a cada lado.

 

mirada al suelo                                           mirada al otro lado

Inclinación + rotación: estiramiento del lado izquierdo y derecho del cuello


4. CÍRCULOS CON LOS HOMBROS

Realiza círculos con los dos hombros a la vez, poniendo especial atención al movimiento hacia atrás y abajo de los mismos, pues es el que más te interesa para estirar bien la región cervical. Coge el aire al subir los hombros, y suéltalo al bajarlos, abriendo bien el pecho. 

Tu cabeza en todo momento se encuentra recta y estirada, como si un hilo invisible tirara de tu coronilla hacia arriba. Los movimientos de tus hombros así como tu respiración deben ser amplios, para conseguir una mayor relajación y estiramiento global. 

 

Circulos arriba                                            circulos atras

Hombros haciendo círculos hacia arriba, atrás y abajo (apertura de pecho)

 

¿Te ha quedado alguna duda?

Si es así, te dejamos aquí un vídeo de nuestro canal de Youtube en el que te explicamos éstos y otros ejercicios que puedes realizar para estirar tu cuerpo sin moverte de la silla. 

 

 

Si sueles tener dolor cervical o en la cabeza de manera más o menos frecuente, en BioZéntrica llevamos a cabo sesiones de TERAPIA MANUAL totalmente personalizadas que te pueden ayudar.

 

Quiero una sesión de Terapia Manual


Asimismo, realizamos CLASES INDIVIDUALES, en PAREJA y GRUPALES de PILATES Y ESPALDA SANA, disciplinas muy recomendables para aliviar este tipo de dolores y conseguir una mejor calidad de vida. 

 

Quiero probar las Clases


Y si te ha gustado esta entrada, ¡nos encantará saberlo y que nos escribas en los comentarios!


TEXTO CREADO POR BEA GASCÓN. AGRADECEMOS TU RESPETO POR LOS DERECHOS DE AUTOR. 



Deja una respuesta

Your email address will not be published. Required fields are marked *

3 + 6 =

X